Navegando entre páginas de papel


Camino a la perdición
03/02/2012, 21:28
Filed under: Imaginacion al poder | Etiquetas: , , ,

A veces no hay mas que mirar a la lejanía para ver lo que ha quedado de un glorioso pasado. Y allí me encontraba situado en una especie de poyete  mirando al horizonte donde mi falta de agudez visual no hacía mas que mezclar los colores y las formas formando una mezcolanza en mis retinas que daba una peculiar atmósfera al paisaje. La tristeza y la amargura iban aumentando en un continuo palpitar que no cesaba conforme me acercaba al pueblo.

Las antiguas formas angulosas de las casas habían sido cambiadas por viejos caserones en ruinas donde solo se marcaban los muros y el propio trazado de la calle. Era impresionante lo que el tiempo había causado en un sitio que antaño había estado tan vivo. Giré en la segunda casa hacia la izquierda y me acerqué a la antigua iglesia del pueblo.  La iglesia había perdido su techo y el barro y los escombros habían acaparado todo el protagonismo que antes recibía el nartex y su pórtico y sin embargo, era lo que mejor había aguantado el envite. Crucé un pequeño puente y me acerque a lo que antiguamente había debido de ser una especie de plaza. A sus alrededores, como brazos de un pulpo se extendían diferentes calles donde lo único que quedaba de las mismas eran simples riachuelos que las transitaba.

No podía evitar hacer paralelismos con como me sentía y con como se habían ido produciendo los acontecimientos. Nada quedaba en pie y solo los muros de la antigua alcaldía y la pequeña prisión habían aguantado con cierta dignidad aquel ataque furibundo. Algún que otro curioso se acercaba a preguntar y a interesarse por el pueblo, pero a la hora de verdad poca gente movía un dedo.  Un par de horas después, volví al poyete y miré al pueblo una sola vez mas mientras pensaba que hubiera sido del mismo si todos unidos hubieramos trabajado codo a codo por su salvación. Me encontraba cansado y mirando al horizonte, solo veía como se ponía el sol. Se escondía entre las montañas desapareciendo, ocultando su abrazo de luz y calor que tan buenas sensaciones nos daba. Sabía que sin esa luz, no ibamos a poder volver a poner en funcionamiento el pueblo, sabía que sin esa luz, no había un final feliz o un fin cuyas perspectivas fueran algo mas que oscuridad y carencia. Pero a lo lejos una pequeña estrella no paraba de brillar y guiñarme un ojo, no sabía por que pero sentía que aquella luz me estaba indicando el camino. Y seguí caminando sin parar.

Anuncios


El Chico
10/15/2009, 21:13
Filed under: Imaginacion al poder | Etiquetas: , ,

Un paso más, otro paso más, y otro…
La vida es una escalera cuyos escalones tienen diferente altura y diferente longitud. Ascender por ella es una tarea ardua, en la que debemos poner todo nuestro empeño. Pero la grandeza de la vida es que la escalera no tiene por que tener un final visible, tan solo el que nosotros elegimos donde esta el rellano y donde esta la cima.
¿Quien le dio alas al viento?, quien le puso cadenas a la libertad, quien logro alcanzar el cielo, quien apaga el Sol cada noche…

Tú se levanto ese día rápidamente corriendo al baño. Se lavó la cara con jabón y se lavó los dientes con una nueva pasta refrescante. Tras una ducha rápida fue a su habitación y se vistió listo para el día que acababa de comenzar. Unos pantalones negros y una camiseta roja con un bordado en una manga era su sencilla indumentaria. Lustro con mucho esmero unas viejas zapatillas y logró arrancar una parte del barro que se había ido secando, formando un maravilloso refuerzo de barro.

Tú bajó las escaleras para encontrarse con su familia. Estaban desayunando, tomando algo de leche con miel y unas tostadas untadas en mermelada de melocotón. Cogió su mochila y salió por la puerta en dirección al colegio. Estaba listo para subir otro escalón.

Dicen que la mirada de un niño es el verdadero espejo del alma. Dicen tantas cosas, pero realmente ¿que es lo que dices.. Tú?, ¿que es lo que puedes hacer Tú?. Dicen que si los adultos pensaran como los chiquillos los problemas de este mundo nunca hubieran existido.
Si, eso dicen. Necesitamos más gente como Tú, más adultos que piensen como Tú.

Cada escalón es una transformación, una metamorfosis. Ojala Tú no cambie en el tiempo, porque todos siempre queremos parecernos a Tú. Tú sigue firme subiendo escalones y no te quedes en el rellano que todos los humanos que no se cansaron de ser niños, nos esperan más arriba.